Sus derechos como paciente

Se han adoptado políticas formales para garantizar el respeto de su derecho, en la medida que lo permita la ley, a tomar las decisiones respecto del tratamiento médico. Este hospital ha adoptado políticas que se relacionan con el consentimiento formal, la implementación de directivas para los médicos de conformidad con la Ley sobre Muerte Natural de Texas y la implementación de decisiones de tratamiento tomadas por representantes designados por medio de un poder legal médico. Para obtener más informaciones sobre cualquiera de estas políticas, comuníquese con el miembro del personal de enfermería o el médico que le atienden.

Derechos del paciente

Northwest Texas Healthcare System (NWTHS) reconoce que los seres humanos tienen los derechos fundamentales de expresarse, tomar decisiones y actuar libremente, y de exigir el respeto por su dignidad, sus relaciones y sus diferencias culturales. Esos derechos son especialmente importantes durante los períodos de enfermedad. NWTHS asume la responsabilidad de garantizar el respeto de esos derechos en nuestros pacientes. Cada paciente recibirá atención de calidad dentro de un entorno seguro, independientemente de cuál sea su raza, su sexo, su religión o su capacidad de pago.

  1. Los pacientes tienen derecho a recibir atención considerada y respetuosa en todo momento y bajo cualquier circunstancia, lo cual conlleva el respeto por su dignidad, manifestado en la ausencia total de cualquier tipo de abuso u hostigamiento.
  2. Los pacientes tienen derecho, dentro del marco legal, a la privacidad personal y a la confidencialidad de su información, las cuales se manifiestan en el derecho a: a. Rehusarse a hablar con, o ver a, alguien que no esté oficialmente relacionado con el hospital ni esté directamente involucrado en su tratamiento. b. Ser entrevistado y examinado en centros diseñados para garantizar su nivel lógico de privacidad. c. Esperar que cualquier discusión o consulta relacionada con su caso se lleve a cabo de forma discreta. d. Esperar que sus registros médicos sean leídos únicamente por las personas directamente involucradas en su tratamiento o monitorización y evaluación de su atención. e. Esperar que todas las comunicaciones y otros registros relacionados con su atención, incluyendo la fuente de pago de su tratamiento, sean confidenciales.
  3. Los pacientes tienen derecho a conocer la identidad y el estatus profesional de las personas que les proporcionan los servicios, y a conocer qué médico o profesional es el principal responsable de su tratamiento.
  4. Los pacientes tienen derecho a obtener del profesional responsable de la coordinación de su atención, en términos razonablemente comprensibles, la información completa y actual sobre su diagnóstico, tratamientos y pronóstico. Cuando desde el punto de vista médico no sea aconsejable dar cierta información a los pacientes, deberá proporcionarse dicha información a una persona legalmente autorizada.
  5. Los pacientes tienen derecho a acceder sin demora a sus registros médicos.
  6. Los pacientes/las familias tienen derecho de recibir información educativa sobre: a. Medidas para aliviar el dolor. b. Su rol en el control del dolor. c. Limitaciones en el control del dolor.
  7. Los pacientes tienen el derecho de tener una participación razonablemente informada en las decisiones relacionadas con la atención de su salud. a. Tienen el derecho de recibir información necesaria por parte del médico para dar un consentimiento informado antes del comienzo de cada procedimiento y/o tratamiento. b. Tienen el derecho de rechazar un tratamiento hasta el límite permitido por la ley y estar informados sobre las consecuencias médicas de sus acciones. c. Tienen el derecho de formular o tener una directiva avanzada existente en su registro médico. Los deseos comunicados a través de estas directivas serán cumplidos.
  8. Los pacientes tienen el derecho de participar de cuestiones éticas que surjan durante el tratamiento, incluidos problemas de resolución de conflictos, el mantenimiento de dispositivos de resucitación y la renuncia a tratamientos de soporte vital o suspensión de estos.
  9. Los pacientes tienen el derecho a no estar sometidos a restricciones (ya sean físicas o mediante medicamentos) utilizadas al suministrar el tratamiento médico o quirúrgico, salvo que sean clínicamente necesarias.
  10. Los pacientes deben estar informados si el hospital planea realizar experimentos en seres humanos u otros proyectos de investigación/educación que afecten su atención o tratamiento, y los pacientes tienen el derecho de rechazar la participación en esta actividad.
  11. Los pacientes no podrán ser trasladados a otro centro, salvo que hayan recibido una explicación completa sobre la necesidad del traslado y las alternativas a este traslado, y a menos que el traslado al otro centro sea aceptable.
  12. Los pacientes tienen el derecho a ser informados por parte del médico responsable o su delegado sobre los requisitos para la atención médica continua posterior al alta del hospital.
  13. Independientemente de la fuente de pago por la atención, los pacientes tienen derecho, bajo petición, a recibir una explicación detallada del total de la factura por servicios prestados en el hospital.
  14. Los pacientes tienen derecho a un proceso de queja formal específico ante una Organización Revisora de Pares, con respecto a inquietudes sobre la calidad de la atención o un alta prematura.

Responsabilidades del paciente

Los pacientes tienen la responsabilidad de suministrar información precisa y completa sobre sus afecciones presentes, enfermedades pasadas, hospitalizaciones, medicamentos y otros asuntos relacionados con su salud. Los pacientes son responsables de participar en su plan de atención médica y comunicar preguntas sobre su atención a los proveedores. Los pacientes son responsables de seguir las normas y regulaciones del hospital que se apliquen a la atención y conducta del paciente. Los pacientes son responsables de seguir el plan de tratamiento recomendado por el equipo de atención médica. Si los pacientes se rehúsan a seguir el plan de tratamiento, serán responsables por los resultados adversos causados por sus acciones. Los pacientes son responsables de garantizar que las obligaciones financieras de su atención médica sean canceladas lo antes posible. En el caso de pacientes menores o adultos incapaces, los padres o tutores legales serán responsables de cumplir con las responsabilidades detalladas.