Sin trombolíticos. Sin Cirugía. No estancia en UCI.

Northwest Texas Healthcare System Heart Hospital ofrece ahora un procedimiento no quirúrgico para el tratamiento de la trombosis venosa profunda (TVP). El sistema ClotTriever® de Inari Medical es un dispositivo de trombectomía mecánica aprobado por la FDA construido para el tratamiento de la TVP. Si tiene antecedentes de coágulos sanguíneos o TVP, puede ser candidato para ClotTriever.

Es posible tratar la TVP en una sola sesión

ClotTriever está diseñado específicamente para capturar y eliminar coágulos grandes y potencialmente mortales de venas grandes, sin cirugía, estadía en la UCI o medicamentos anticoagulantes, que pueden aumentar el riesgo de hemorragia. Está diseñado para separar y eliminar trombos (coágulos) de la pared de los vasos y puede ayudar a eliminar los coágulos de sangre venosa en un tratamiento.

Northwest Texas Healthcare System Heart Hospital, el centro de atención cardíaca líder en Amarillo, se enorgullece de ser el primero del área en ofrecer este procedimiento.

Busque un Médico

Para encontrar un médico afiliado al Heart Hospital en Northwest Texas Healthcare System, comuníquese con nuestro servicio gratuito de referencia médica al al +800 887-1114.

Más información sobre ClotTriever

¿Qué es la trombosis venosa profunda?

La trombosis venosa profunda ocurre cuando se forma un coágulo de sangre (trombo) en una o más de las venas profundas de su cuerpo, principalmente en las piernas. Los coágulos de sangre pueden ser causados ​​por cualquier cosa que impida que la sangre circule o se coagule normalmente, como una lesión en una vena, cirugía, ciertos medicamentos y movimiento limitado. Los síntomas de la TVP incluyen hinchazón, enrojecimiento, calor y dolor de las extremidades inferiores.

La complicación más grave de la TVP ocurre cuando una parte del coágulo se desprende y viaja a través del torrente sanguíneo hasta los pulmones, provocando un bloqueo llamado embolia pulmonar (EP). El bloqueo puede ser lo suficientemente grande como para evitar que la sangre llegue a los pulmones, lo que puede provocar la muerte.

La anticoagulación o diluyente de la sangre es el tratamiento más común para la trombosis venosa profunda. Sin embargo, la anticoagulación solo evita la formación de nuevos coágulos y no descompone activamente los coágulos existentes. La intervención con trombolíticos (tPA) o fármacos "anticoagulantes" ayudan a disolver los coágulos, pero pueden volverse ineficaces a medida que el coágulo envejece. La trombectomía mecánica con el sistema ClotTriever ha cambiado la forma en que se trata la trombosis venosa profunda al ofrecer a los pacientes un procedimiento no trombolítico de una sola sesión que puede eliminar los coágulos grandes y dar como resultado una mejoría inmediata de los síntomas.